La relojería en España por fin se mueve

Aunque muy tarde, al menos las asociaciones de relojeros en España han tenido un gesto. Muy pequeño, pero menos es nada. Claro que en su anuncio confunden un virus con una bacteria, pero en fin, tampoco íbamos a pedirles tanto. En este caso ha venido de la ANPRE (Asociación de Relojeros Reparadores de España), que enviará a sus miembros un kit compuesto del siguiente material:

– una caja de guantes desechables

– 10 mascarillas de la más alta calidad (aunque protegen, pero no evitan el contagio del virus, atención con eso) de tipo FFP3.

– 2 botes de alcohol tipo gel

– 1 máscara o pantalla (ellos llaman «careta») de protección facial

No está mal, aunque no especifican qué cantidad es la de esos botes (un acierto que sea en gel, porque hace que el alcohol impregne durante más tiempo las superficies, evitando su evaporación excesiva, que lo haría menos efectivo). También habría sido un buen gesto -ya que incluyen las FFP3- añadir un paquete de mascarillas quirúrgicas, para que sus asociados puedan combinarlas en su trabajo de cara al público con los respiradores, y eviten o reduzcan el riesgo de contagiar a sus clientes, cosa que no han hecho.

Añaden, eso sí, como un gesto solidario, que suspenden el pago de las cuotas de este trimestre, lo que sin duda será un alivio para la ya amenazada economía de este tipo de profesionales de la relojería.

| Redacción: ZonaCasio.com / ZonaCasio.blogspot.com